¿Qué hacen papá e hijo cuando no está mamá?


Los que son papás seguro viven enamorados de sus hijos. Su llegada ha sido la más esperada, la más ansiada por saber cómo sería su rostro, si nacería con cabello, si estaría hinchado, arrugado, si tendría los ojos abiertos, cuál sería su talla, y una de las mayores dudas, para aquellos que jamás pudieron verlo en el ultrasonido, qué sexo será, y una más, a quién se parecerá.



Tener al pequeño o pequeña en brazos es la mayor felicidad que un papá y mamá pueden sentir. Contemplar su carita, ver su sonrisa, escuchar sus carcajadas y balbuceos son unos de los momentos más placenteros, esos que lo valen todo, que quitan del camino cualquier malestar.


Hay quienes dicen que los bebés son amansa abuelos, tal vez no sólo a los abuelos, hay muchas personas que por más carácter rudo que tengan, un pequeño es capaz de doblegarlo con tan sólo una miradita o una pequeña sonrisa, esa es la magia que tienen los niños.


Aunque debemos decir que los pequeñines también tienen la capacidad de sentir la mala vibra de las personas y por ende no permiten que se les acerquen y no les dedican ni una sonrisa, no permiten que los carguen, ni diciéndoles cosas lindas los niños simplemente no ceden, porque no se sienten cómodos.



Con quienes sí se sienten cómodos son con las personas con las que conviven diariamente, es decir los papás o quienes los cuidan, también pueden ser los abuelos o los tíos.


Hay niños que tienen más afinidad con unos de los padres, a uno de los dos es a quien identifica como el más divertido, el que lo consiente más, mientras que al otro lo considera más estricto, más serio. El que cubre sus necesidades y el que cubre sus deseos. Siempre sucede, que crean que uno es el bueno y el otro el malo. Pero también puede haber un equilibrio, para que con ambos pueda convivir de la misma manera.


Las mamás son más aprensivas y se la viven encima de los hijos y también de los esposos, ya hiciste esto, aquello, tapa el niño, guarda esto, recoge aquello, en fin, esa parece ser la naturaleza de las mujeres, vivir más estresadas y los hombres parece que se logran relajar un poco más.



Se piensa que los pequeños están más seguros con las madres, y que hay que tener cuidado cuando se quedan solos con los papás, y no porque no los cuiden bien sólo que tienen otras formas de hacerlo.


Aquí les compartimos una compilación de imágenes que muestran cómo los papás cuidan y entretienen a sus hijos cuando no está mamá.



Comentarios

Entradas populares de este blog

Pintura escurridiza

El lado oscuro de las Princesas de Disney