Mente brillante




Uno de los misterios que ha perturbado la mente de los estudiosos del cerebro humano corresponde a la interrogante sobre ¿en qué lugar del cerebro reside la inteligencia?

Distintas pruebas, escaneos del cerebro realizados por diversas Universidades, han arrojado datos que sugieren que algunas áreas del cerebro relacionadas a la inteligencia, son las que se vinculan con la atención, la memoria, funciones complejas como la del lenguaje.



La integración de las funciones cognitivas apuntan que los niveles de inteligencia pudieran estar basados en el grado de eficiencia con el que las redes de las lóbulos parietales y frontales procesan la información.



Tal vez el cerebro humano nunca dejará de asombrarnos y cuando ya se hayan resuelto algunas interrogantes siempre habrá más por resolver y explicar.



A lo largo de la historia de la humanidad han existido destacadas mentes brillantes, grandes genios que han revolucionado la ciencia, el arte y otras disciplinas, pero ¿cómo se sabe qué tan inteligente es una persona, que es un superdotado? Por la puntuación obtenida por medio del test del cociente o coeficiente intelectual [CI en alemán Intelligenz-Quotient, IQ]

Pero si la primera vez que esta prueba se aplicó fue en 1912, ¿cómo midieron el nivel de inteligencia de Mozart, Da Vinci o Galileo? No lo sabemos, pero su nivel de intelecto se evidencia en las teorías desarrolladas o en las obras creadas, y en todas las disciplinas en las que se desarrollaron y que en su momento algunos los ignoraron, pero el paso de los años les hizo justicia, y los avances científicos y tecnológicos han comprobado que lo que planteaban era cierto. Geniecillos adelantados a su tiempo.



Para ilustrar y reconocer a los cerebros más brillantes de la historia, la diseñadora gráfica de origen español Rosa Puchalt, ha realizado una infografía en la que incluye a destacados genios históricos dentro de  la ciencia, filosofía o las matemáticas, también ha dado lugar a genios contemporáneos, famosos rostros del espectáculo, y coloca en un lugar especial al cerebro más inteligente.



Puchalt distribuyó en la ilustración llamada “Los cerebros más inteligentes del mundo”, a los superdotados por categoría y ha otorgado cerebros de oro, plata y bronce de acuerdo al nivel de coeficiente intelectual. Además de incluir una pequeña descripción del personaje en cuestión.

Y agrega algunos tipos de inteligencia, pues existen diferentes disciplinas en las que se puede ser un superdotado, no sólo en el ámbito de la ciencia.



Si quieren aumentar su nivel de inteligencia, sólo es cuestión de poner más atención en los detalles que valen la pena. Se dice que las personas con un mayor coeficiente intelectual son más rápidas al detectar el movimiento de objetos pequeños, pero son lentas cuando se trata de objetos de gran tamaño. Esto se debe a que el cerebro suprime la información de fondo para centrarse en los detalles importantes. De poco o nada  sirve ser rápido sino se es selectivo.

“Jugando a ser genio se llega a serlo” Salvador Dalí

Comentarios

Entradas populares de este blog

Pintura escurridiza

El lado oscuro de las Princesas de Disney