Los tótems se mudan a China


Por la red, en ocasiones, circulan correos de fotografías curiosas de cómo en “algún” país asiático apilan los objetos para transportarlos. En gran medida se debe al poco espacio territorial y/o a la gran densidad de población.




Una de estas regiones es China. Cuenta con más de mil millones de habitantes; gente por todas partes se mueve de un lugar a otro. Con esta cantidad exorbitante de población, su economía crece a pasos acelerados y se desarrolla en todos los niveles socioeconómicos. Aunque así como tienen este despunte, también se han estancado en otros temas como los derechos humanos.




El artista Alain Delorme se percató cómo la economía china sigue su curso en una especie de microempresas, ligado al fino arte de encimar los objetos para ser transportados por un vehículo diminuto, que no necesariamente es motorizado. Con esta materia prima, decide fotografiar a las personas con su carga y le da vida a la serie Totem.





Delorme se dirigió a Shangai para retratar los diversos oficios que ponen a las personas en la calle transportando montones de cartones, sillas, garrafones de agua y flores, entre otros objetos, que se convierten en una analogía de los antiguos tótems de las tribus de Norteamérica, que plasmaban la jerarquía de los dioses, uno encima del otro.




Las fotografías son naturales, una instantánea de la vida cotidiana, no existe ninguna preparación o fabricación del cuadro. “Con una mirada de humor y poesía, Alain Delorme nos instala en el corazón del ‘nuevo sueño chino’. Lejos de ser un himno al materialismo, las imágenes muestran la sobreabundancia de objetos en el absurdo y pone de manifiesto la complejidad de un país que se reinventa a si mismo.”



Comentarios

Entradas populares de este blog

Pintura escurridiza

El lado oscuro de las Princesas de Disney